¿Te ha gustado Conoce Noticias? ¿Qué tal si nos regalas un +1?

jueves, 20 de agosto de 2015

Brizna de cambio en Nuevo León.

Compartir
Columna Mister Holding . Por: Osiel Castillo.

La sesión extraordinaria del Congreso del Estado para aprobar 19 cuentas públicas del gobernar saliente Rodrigo Medina de la Cruz, fue cancelada por falta de quórum. Es una brizna ante la necesidad de vientos fuertes de cambio, pero es un principio.

La jugada ordenada desde el Palacio de Cantera, de la oficina del gobernador, consistía en que la Comisión de Hacienda aprobara en “fast-track” las 19 cuentas públicas pendientes que dan un monto mayor a 7 mil millones de pesos.

Y de ahí lograr que en una sesión extraordinaria se aprobaran las polémicas y sospechosas cuentas.

Todo iba bien, hasta que los diputados del PAN no acudieron a la extraordinaria y afuera del Congreso, más de 300 ciudadanos se oponían a esa aprobación.

Al lugar acudió Manuel González Flores, encargado de la transición política por parte del Gobernador electo Jaime Rodríguez Calderón.

Fue recibido con porras por los ciudadanos y juntos festejaron que se haya cancelado la sesión extraordinaria, lo que puede convertirse en el inicio del fin de la impunidad del gobierno de Rodrigo Medina de la Cruz.

Las finanzas públicas son un desmadre, dijo entre semana El Bronco, después que se han detectado pasivos por más de 54 mil millones de pesos en el ISSSTELEÓN, un déficit —gastar más de lo que se recibe— en el gasto corriente —nómina, gastos fijos, viajes en aviones privados, mantenimiento de helicópteros, gasolinas, guaruras, restaurantes de lujo, edecanes, eventos, comilonas— de más de 6 mil 200 millones de pesos.

En la mal llamada inversión innecesaria en la imagen del gobernador Medina de la Cruz, se cree se han gastado más de 3 mil millones de pesos por año, aunque el presupuesto de Comunicación Social refleja unos mil millones de pesos anuales, pero se habla de una partida directa en la Tesorería del Estado para pagarle a las televisoras.

Así, la suspensión de la sesión extraordinaria, parece el principio del fin de la Docena Trágica que encabezaron Natividad González Parás y Rodrigo Medina de la Cruz en perjuicio de Nuevo León.

Y así como se cayó la sesión extraordinaria, el Proyecto Monterrey VI sigue suspendido para Jaime Rodríguez Calderón.

Soplan ya vientos de cambio —aunque aún débiles— que esperemos, por el bien de Nuevo León, frenen el desmadre en las finanzas públicas, pero sobre todo en la justicia que hace tiempo está secuestrada por la impunidad que imponen los políticos en turno desde hace tiempo.


Twitter: @osielcastillob

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...